Las tragedias de Glee

La actriz Naya Rivera desapareció ayer y el mito sigue creciendo.


Glee es una serie original de FOX que se emitió entre 2009 y 2015. Su historia es sobre un grupo de estudiantes que viven a través de la música y desarrollan todas sus aventuras adolescentes envueltos en la realidad escolar. Alcanzó un gran éxito y ha generado grandes ganancias al estudio. Sin embargo la serie quedó envuelta en distintos episodios trágicos que la han transformado en una serie maldita.

Primero el actor Cory Monteith fue encontrado muerto en el año 2013. Había sufrido una sobredosis de alcohol y heroína, lo cual acabó con su vida. Mark Salling, otro de los protagonistas, se quitó la vida en 2018. El mismo había estado envuelto en polémicas por pornografía infantil y se había declarado culpable ante la justicia.

Heather Morris, Becca Tobin, Lea Michele y Melissa Benoist fueron hackeadas en su momento y se filtraron imágenes íntimas. Además Michele, quién fuera protagonista de la serie, fue acusada de racismo por una ex compañera de elenco: Samanta Ware.

Por último llegamos a Rivera. La actriz comenzó su historia personal en el 2010 cuando reconoció haber practicado un aborto. Luego fue denunciada por violencia doméstica por su ex esposo, cuando se supo que ella se violentó en su contra y lo golpeó en rostro y cabeza.

El día miércoles rentó un bote para pasear con su hijo de 4 años en el lago Piru de Los Angeles. La policía difundió un video que muestra la escena completa, minutos previos a la desaparición de ambos. Se dijo que Rivera tenía experiencia navegando, por lo que pudo haberse tratado de un accidente.

La policía intensifica la búsqueda sabiendo que es muy posible que encuentren el cuerpo de ella sin vida, ya que el menor fue encontrado dentro del bote e ileso. El niño declaró “estábamos nadando pero mí mamá no logró salir”.

Previous "La historia y la valoración del ferrocarril es algo que también nos involucra"
Next "Siempre hay alguna parte de la ciudad que tiene problemas con EDELAP"