“A nuestros comedores venían 30 chicos, ahora vienen 150 familias”

Maia Luna, referente de Barrio de Pies La Plata, habló sobre el acampe que están realizando desde ayer en la municipalidad y la situación de los comedores.

Maia Luna, Barrios de Pie, La Plata, Municipalidad

Después de la represión en CABA, Barrios de Pie en La Plata, definió en asamblea un acampe en la municipalidad para el día de ayer. “Hemos decidido permanecer en las puertas de la Municipalidad hasta que cumplan con el compromiso de hace dos años”, sostuvieron en sus redes sociales. Además, dijeron que “es insostenible la situación que atraviesan nuestros vecinos y vecinas en los barrios más humildes de la ciudad: aumentaron los índices de malnutrición, se agudizó la pobreza y se triplica la presencia de niños y adultos mayores en nuestros comedores”.

En De qué lado estás? nos comunicamos con Maia Luna, referente de Barrio de Pies La Plata, y nos contó la situación que están viviendo y sus pedidos. “La única respuesta que hemos recibido del municipio ayer fue represión”, afirmó y agregó: “vino la policía con gases sin aliento por parte de nosotros a la violencia”.

“Vinimos a reuniones llamadas por el municipio y todas las ha pateado sin ningún motivo”, sostuvo y aclaró que no las atiende ningún funcionario y el tiempo que están ahí lo pierden en alguna otra changa. Por otro lado dijo que en los comedores “hoy no recibimos ni una caja de leche”, y entre los pedidos que exigen son las dos tarjetas comunitarias para comedores, las cuales “vienen de la gestión anterior que nos costó mas de seis años acceder a ellas” para “comprar los frescos que no nos llegan de ningún lado, y algún tipo de ayuda de verduras del mercado central de la ciudad”.

También manifestó que “la emergencia facultaría a la municipalidad a destinar un monto para los comedores” y puntualizó que arrancaron con 30 niños y ahora están yendo más de 150 familias. “Hoy llegan padres, madres y abuelos a los comedores y antes esto no pasaba”. Además expresó: “nosotros las puertas las tenemos que tener abiertas siempre porque los pibes caen si o si, llueva o truene”. Finalmente confirmó que van a levantar el acampe “cuando alguien nos de una respuesta”.

Escuchá la entrevista completa acá:

Previous Nuevo paso por la educación
Next Se viene la tercera edición del Vineyards & Rock