“El cerebro y la suerte” por Daniela Fuentes


 

Daniela Fuentes habló en Tarde neurótica sobre la suerte y el cerebro, cómo interpretamos algunos hechos y las cosas que nos pasan.

“Una vez que se pone etiqueta a la emoción, cuando se toma conciencia de los hechos, pasan a ser sentimientos. Y cuando estos se prolongan en el tiempo pasan a ser estados emocionales o de ánimos.
No nos olvidemos que nuestro cerebro siempre le da prioridad a los estímulos negativos, porque son la amenaza y el único propósito del cerebro es la supervivencia. En ese sentido siempre va a llamar más la atención lo que esté mal por encima de lo que está bien, porque lo que está bien lo pasas casi sin verlo.”

“Por ejemplo si querés cambiar el auto, viste en internet un auto de determinado color o modelo que te gusta, lo vas a empezar a ver en la calle por todos lados, porque tu cerebro le va a dar prioridad a esas cosas en las que estás enfocado. En consecuencia, si yo creo o siento que todo me va a salir mal o me está saliendo mal, nuestro cerebro se enfoca en eso y nos va a mostrar todas las cosas que están mal, sin ver las cosas positivas o bien.”
“Los hechos son hechos, las cosas son cosas, no son ni buenas ni malas, dependen de la interpretación que cada uno le de para decir que son buenas o malas.

 

Richard Wiseman, psicólogo de la Universidad de Hertfordshire (Reino Unido), hizo un experimento reuniendo a un grupo de personas que se sentían afortunadas y otro de desafortunados. Junta a ambos grupos y les pide que cuenten cuantas fotos hay en un diario que el les da. En el medio del diario el pone un aviso a media página que dice “si encuentra este aviso, avise al investigador y ganará 250 dólares.” El grupo de personas que se sienten afortunadas, la mayoría, vieron el aviso, los desafortunados lo pasaron de largo y no lo vieron, un aviso de media página.
Esto es más de lo que veníamos hablando, el cerebro te muestra solo lo que estás focalizando, la persona que se cree con suerte lo va a encontrar porque lo está buscando.
Wiseman dice además que para tener suerte es bueno mantenerse cerca de gente que esté en la misma sintonía que nosotros, tener una postura relajada ante la vida.
El cerebro es entrenable, lleva tiempo, pero se puede educar al cerebro. Nos tenemos que hacer cargo de los estados de ánimos que tenemos.”

Previous “En este 2018 ya llevamos 43 compañeras muertas” Florencia Guimaraes Garcia
Next ”El paro fue masivo y contundente, ojalá se hubiera hecho antes” Roberto Baradel